COOKIES

15 Jan 2018

A quien no le apetece comerse de vez en cuando una rica, crujiente y deliciosa galleta... ¡Pues a eso vamos!  Esta receta que os presento es de unas galletas tipo digestive apta para todos ya que no contiene ni gluten, ni lactosa, ni ingredientes de origen animal y sus grasas son saludables. 

 

Además esta receta está cargada de fibra, algo que necesariamente debe estar presente en nuestra dieta porque es fundamental para nuestro organismo.  Equilibra la flora intestinal, porque al no digerirla, pasa directamente al intestino grueso donde nutre a las bacterias beneficiosas de nuestro cuerpo. El consumo habitual de fibra en la dieta ayuda a mantener estables nuestros niveles de azúcar en sangre, por lo que la liberalización de la energía es más lenta y además tiene un efecto saciante que es muy útil para no tener esas “crisis” de picar entre horas.

 

La fibra la obtenemos del reino vegetal: vegetales, frutas, semillas y cereales con cáscara sobre todo, por ello pensé en hacer esta dulce receta cargada de fibra y sabor muy fácil de hacer, que seguro la disfrutaréis en los desayunos,las meriendas o les encantará a vuestros peques.

 

INGREDIENTES

 

2 TBsp Semillas de Sésamo 

3 TBsp Semillas de Lino Dorado 

1 Tz 1/2 Harina Trigo Sarraceno

1 Tz Salvado de Trigo Sarraceno

1 Tz Manteca de Coco 

1/3 Tz Sirope de Agave

2 TBsp Leche de Almendras (Podéis usar cualquier leche vegetal)

1/2 Tsp Sal Himalaya

1 Tsp Bicarbonato

1/3 Tsp Vainilla en polvo

ELABORACIÓN

 

1. Funde al baño maría la manteca de coco hasta que quede líquida por completo.

 

2. Pon todos los ingredientes en un bol y amasa con las manos bien hasta obtener una masa de la consistencia de un crumble, parecido a tierra aglomerada.

 

3. Precalienta el horno a 180º y mientras tanto ve haciendo bolitas con la masa que irás pesando para que sean todas de 20g aproximadamente.

 

4. Forra una bandeja de horno con papel vegetal o utiliza un silpat.  Pon un molde redondo entre 7 y 8 cm de diámetro sobre ésta e introduce una bolita de masa aplastándola bien y compactándola dentro del molde.

 

5. Retíralo con cuidado, ya que la masa es muy quebradiza, y repite la operación con cada una de las porciones.  Dependiendo de la capacidad de tu horno podrás hornearlas todas de una vez o las tendrás que hornear en varias tandas.

 

6. Hornea las cookies unos 10-12 min hasta que veas que se ponen doraditas.

 

7. Una vez horneadas, deja que se enfríen por completo antes de consumirlas o poder guardarlas en un tarro de cristal.

Espero que practiquéis esta receta en casa porque de verdad que salen muy crujientes y ricas y sobre todo que están cargadas de fibra y con el aporte extra de las semillas de lino impulsamos más todavía al buen funcionamiento de nuestro tránsito intestinal.

 

Hoy cuando las he preparado el aroma a galleta horneada que ha quedado impregnada en toda la casa me ha hecho sentirme una niña pequeña y ha sido una sensación tan reconfortante que me sentía feliz sólo con olerlas... ¡Pero al comerlas es mucho mejor!  Espero que os gusten amig@s.

 

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload

INSPIRATIONS

#TÚ

La vida está llena de cosas bonitas, por ejemplo tú.

 

#TU PUEDES

Cuando alguien te diga que no puedes, respóndele "pues mira como lo hago"

#ARRIESGAR

Cuando arriesgas, sacrificas todo aquello que puedes perder por lo mucho que puedes ganar.

#PRESIÓN

Cuando tengas momentos difíciles, recuerda que los diamantes sólo se forman bajo presión.

LAS SUPERSTICIONES EN LA MESA

2 Nov 2018

LOS COLORES DE LA HUERTA

27 Oct 2018

Tratamientos Body Contouring: VELASHAPE

14 Jun 2018

1/8
Please reload

© 2017 LAILA KALE todos los derechos reservados.  Si continúas navegando por la web entendemos que aceptas el                                  así como nuestros TÉRMINOS Y CONDICIONESSi deseas ampliar información consulta el AVISO LEGAL.